Publicidad Inmobiliaria:
“Las Extensiones de Google”

Publicidad Inmobiliaria:<br> “Las Extensiones de Google”

| La Efectividad de tu Publicidad en Google  Depende Mucho de tu Sitio Web.

Puede que esta frase te confunda ya que pocos agentes y agencias saben la importancia que tiene sus sitios web en la publicidad inmobiliaria. Al final de este artículo te lo  explico con claridad.

La publicidad inmobiliaria en Google Ads de Búsqueda suele ser prohibitiva para muchas agencias inmobiliarias.

El costo por Click (PCP) para la mayoría de las palabras clave que atraen potenciales compradores esta hoy entre $0.80 dólares a $2,10 dólares para la mayoría de las palabras clave de cola corta que son por las que todo el mundo puja.

Sin embargo, existen otras alternativas en Google Ads Display o Indisplay Ads de YouTube donde las pujas son mucho más baratas o pujar por palabras clave de cola larga que no son tan demandadas, traen menos solicitudes de información, pero si aciertas con ellas conseguirás buenos clientes potenciales.

Sin embargo, hoy voy a hablar de otra alternativa publicitaria poco usada por las agencias inmobiliarias para captar clientes y para pagar menos por sus pujas en Google.

Me refiero a las extensiones de Google para tus anuncios.

| Publicidad Inmobiliaria Online. La Alternativa.

Las extensiones permiten incluir más información en los anuncios y ofrecen más motivos para que los clientes elijan su empresa. En general suelen incrementar en varios puntos el porcentaje de clics de los anuncios.

Con las extensiones de Google puedes mejorar el ranking de tu anuncios o publicidad inmobiliaria online y pagar un poco menos si pujas por palabas clave de cola larga; palabras clave de 3 palabras o más + tu zona geográfica; por ejemplo: “Vivienda 3 habitaciones centro Madrid”.

publicidad inmobiliariaLas extensiones de anuncios te permiten ofrecer a tus clientes potenciales más información y otras maneras de interactuar con tu agencia inmobiliaria o contigo como asesor independiente.

Por ejemplo, pueden llamar al número de teléfono de tu agencia, ver la ubicación del inmueble o de tu oficina en un mapa o elegir qué página de tu sitio web es la más relevante para visitar.

Esto último te permite dirigir a tu potencial cliente vaya directamente a la página donde tienes el inmueble sin tener que pasar por la página de entrada.

Las extensiones de anuncios mejoran el porcentaje de clics y el rendimiento general de tus campañas de publicidad inmobiliaria, ya que logran que los anuncios sean más útiles.

| Publicidad Inmobiliaria: Mejora el Ranking de tus Anuncios.

Ahora Google utiliza un sistema de cálculo denominado ranking del anuncio para ordenar los anuncios en las páginas de resultados de la búsqueda.

Anteriormente, el ranking del anuncio se calculaba mediante la oferta de CPC máximo y el nivel de calidad. Sin embargo, ahora el ranking del anuncio también considerará un tercer componente: el impacto esperado de las extensiones de anuncios.

Las extensiones de anuncios influyen en la posición tu publicidad inmobiliaria en la página de resultados de la búsqueda.

Si dos anuncios que compiten tienen la misma oferta y el mismo nivel de calidad, el anuncio con el impacto esperado más positivo de las extensiones aparecerá en una posición superior con respecto al otro anuncio.

publicidad inmobiliariaEn cada subasta Google te mostrará la combinación de extensiones y formatos que resulte más útil y que tenga el mejor rendimiento.

Por lo tanto, no es necesario que intentes adivinar cuáles son las extensiones que te ayudarán a mejorar más tu porcentaje de clics.

Observarás un CPC promedio más bajo en tus anuncios si tus extensiones son relevantes y pujas por palabras clave de cola larga.

Teniendo en cuenta que las extensiones hacen que tus anuncios en Google Ads mejoraran el rendimiento de tu campaña de publicidad inmobiliaria; debes agregar extensiones que sean relevantes para tu agencia inmobiliaria como número de contacto, zona donde tienes varios inmuebles a la venta o localización geográfica de tu piso a la venta.

El cambio de ranking de los anuncios en Google ha llegado, porque Google quiere captar más y mejores clientes y seguir justificando el precio por click en su publicidad.

Aunque Google Ads utilice un sistema de pujas para cobrar por sus anuncios, Google ha observado que sus clientes no planifican largas campañas, o su gasto diario es muy pequeño, debido al costo final de sus anuncios.

“Ofreciendo un ranking mejor con las extensiones, Google ofrece un mejor servicio a quienes insertan publicidad y a quieres hacen la búsqueda”.

| Publicidad Inmobiliaria: Busca Clientes Cualificados; no Curiosos.

En sectores muy competitivos como el inmobiliario, las agencias tienden a planificar campañas de 1 o 2 semanas solamente, con gastos diarios de $10 a $30 dólares máximo y con CPC alrededor de $1,20 dólares. Esto lleva a conseguir entre 8 –  25 clicks al día o entre 56 – 175 clicks a la semana.

Pero cada click no es 1 solicitud de información. Solo un 10%- 20% solicitará información.  Si la agencia inmobiliaria no cuenta con un sitio web adecuado o sus páginas de aterrizaje donde se encuentran los inmuebles que promociona no presentan estos de forma atractiva, (fotos y texto), el índice de solicitudes de información puede bajar a un 1%-2%.

En estas circunstancias la agencia inmobiliaria tendría que cerrar al menos 1 venta de entre esos potenciales clientes en las próximas 4 semanas, para justificar su inversión y seguir anunciándose en Google.

En teoría parece muy rentable hacer 1 venta por cada 5 clientes que contactan; pero no es tan sencillo.

Aquí la aritmética no funciona así. Que soliciten información 5-10 clientes, no significa que vendas al menos a 1 de ellos. Y menos aún que le vendas en las próximas 4 semanas.

Utilizando las extensiones de anuncios y la puja por palabras clave de cola larga, rentabilizarás más tu publicidad inmobiliaria en Google, porque pagarás menos por CPC, aumentará tu índice de solicitudes de información y tienes más posibilidades de cerrar más ventas o al menos 1 venta.

Para mejorar el rendimiento de un anuncio en Ads existen fundamentalmente 2 tipos de extensiones:

1.- Extensiones Automáticas. Son una de las más habituales. Ads crea de forma directa estas extensiones cuando predice que pueden mejorar el rendimiento de un anuncio.

Para este tipo de anuncio no es necesario configurar nada. Las extensiones automáticas aparecerán en el menú de extensiones de anuncio.

2.- Extensiones Manuales. Se trata de las extensiones incorporadas por el propio usuario. Estas extensiones de Ads se mostrarán únicamente cuando el anuncio consiga una posición alta en el ranking.

Por tanto, el hecho de que el usuario la incluya en sus campañas de PPC no garantiza que la extensión se muestre. Si el anuncio, la landing page o la inversión en la subasta no logran una buena posición es posible que las extensiones no se muestren en la página de resultados de Google.

Ya sabes, merece la pena añadir extensiones manuales a tus anuncios. Google te puede dar los clientes que buscas, pero como todo en la vida, tienes que trabajártelo y ser más listo y rápido que tu competencia.

| Publicidad Inmobiliaria. Extensiones de Enlaces de Sitio.

En Google Ads, en tus anuncios puedes añadir extensiones de enlaces de sitio que dirijan a los usuarios a páginas determinadas de tu sitio web, como una propiedad en específico o tu horario de la oficina de tu agencia inmobiliaria.

En este enlace, encontrarás toda la información relevante de cómo añadir extensiones de enlaces de sitio a campañas en Google Ads, https://support.google.com/google-ads/answer/7106946

| Publicidad Inmobiliaria. La Importancia de tu Sitio Web.

A menudo recuerdo a mis clientes que el trabajo de Google es presentar los resultados más relevantes y precisos en respuesta a la consulta de búsqueda de un usuario.

Las agencias inmobiliarias que tienen grandes presupuestos de marketing pueden no necesariamente obtener las mejores posiciones en la página de búsqueda, ni el mejor ranking. ¿Por qué?

Cada vez que se coloca un término de búsqueda o una palabra clave en el motor de búsqueda de Google, se realiza una subasta de anuncios. Esta subasta de anuncios determina el orden en que se organizarán los anuncios más relevantes en la página de resultados de búsqueda.

Por ejemplo, si estás haciendo una oferta de $0,50 para la palabra clave “casas en venta en Medellín” y su competidor está haciendo una oferta de $1 para la misma palabra clave, el anuncio de su competidor no sería necesariamente superior a la tuya.

Google tiene en cuenta varios factores al determinar el rango del anuncio. Si tus campañas de Google Ads generalmente tienen un porcentaje de clics más alto que el de tu competidor, la probabilidad de que se haga clic en su anuncio es mayor, por lo que su anuncio se colocará por encima del de su competidor.

Del mismo modo, Google tiene en cuenta tu sitio web y la página a la que está dirigiendo el tráfico pagado, (la página de destino).

Si la calidad de su sitio web y página de destino es más relevante para la consulta de búsqueda que la de su competidor, la experiencia del usuario sería mucho más alta para su anuncio que la de su competidor y, por lo tanto, su anuncio se colocaría encima de ellos.

Esta subasta de anuncios sólo garantiza que los anuncios más relevantes se presenten al usuario y nivele el campo de juego para todos los anunciantes.

Como puedes comprobar, Google premia el tener un sitio web bien diseñado y tener buenas descripciones en cada uno de tus inmuebles, ya que la página donde se encuentra el inmueble será más  relevante para el buscador.

Te agradeceríamos que no dejaras un comentario sobre este artículo ¿Qué clase de publicidad inmobiliaria haces en Google? ¿Es muy cara para ti? Tu opinión nos interesa. Gracias.

Negociación Inmobiliaria:
"El Error Más Frecuente
de los Vendedores"

negociación-inmobiliaria-tecnicas

| No hay Talento más Valioso que el de No Usar Dos Palabras Cuando Basta Una.

En la negociación inmobiliaria el error más frecuente que cometen los agentes inmobiliarios es la falta de claridad en sus palabras, debido a que se expresan de una forma inadecuada.

negociación inmobiliaria
Descubre cuáles son las técnicas de venta más adecuadas para generar confianza y vender más.

Su improvisación al hablar con los clientes, les hace desestimar la fuerza que tienen sus palabras, terminando por decir lo que no deben o de la forma en que no deben.

Los agentes inmobiliarios expertos preparan previamente cada negociación inmobiliaria: saben lo que deben decir y cómo decirlo, porque saben muy bien que sus palabras pueden ser mal interpretadas por sus clientes.

No se trata de expresarse como un académico; sino de hablar con claridad y estructura gramatical.

Se trata de saber argumentar, exponer o presentar un inmueble de forma coherente y atractiva.

Todo se basa en preparar las frases, las palabras que se van a decir, estructurar tus ideas y hacer un poco de rolplay, de simular la situación y hablar en alto diciendo lo que vas a decir.

Por ejemplo, los agentes inmobiliarios con experiencia saben que la negociación inmobiliaria comienza con la primera llamada de un cliente.

Saben que la utilización de las palabras incorrectas  les arruinará una posible venta; por tanto cuidan bien qué decir y estructuran bien sus preguntas para que estas no suenen amenazadoras.

Lo mismo sucede cuando comienza la negociación inmobiliaria cara a cara  y cuando se muestra un inmueble de 2º uso o una vivienda sobre plano.

El lenguaje, (las palabras y frases), que utiliza el agente inmobiliario influye en el pensamiento del cliente respecto al agente y al inmueble. Analicemos los errores típicos que comenten la mayoría de los agentes en la negociación inmobiliaria.

| Los Típicos Errores en la Negociación Inmobiliaria.

Estos son los errores de lenguaje y de expresión verbal más comunes de los agentes inmobiliarios poco expertos:

1.- Un uso vago del lenguaje. Utilizan muchos pronombres, (este, ese, aquel, allí, aquí….), en vez de utilizar los nombres o especifica la acción o el lugar.  “Lo que vemos aquí es un plano…” en vez de decir, por ejemplo: “ Este plano muestra una vivienda de 2 dormitorios…”. 

negociación inmobiliaria2.- Uso de comparaciones que no se ajustan a la realidad. Se compara una característica del inmueble con otra que no tiene relación en el mismo contexto. Ejemplo típico: “es mejor que…”. ¿Mejor para quién? El gusto es relativo.

3.- Uso de abstracciones. Uso de los verbos como si fueran nombres

Expresar su opinión como si fuera un hecho contrastado, una verdad absoluta, cuando es sólo una opinión. Por ejemplo: “comprar esta casa es una verdadera oportunidad para…”

4.- Generalizar una experiencia o un hecho específico. Por ejemplo: “Los mejores locales comerciales están ubicados en la calle principal”. Este hecho tiende a ser cierto, pero hay muchos casos en que no es así.

5.- El uso de palabras tales como “debería” “podría”, etc. Los verbos condicionales no venden; lo que hacen es crear un pensamiento de crítica y duda en la mente del cliente.

6.- Presuponer hechos. Un error común entre agentes inmobiliario. Presuponer lo que quiere,  busca o necesita el cliente sin basarse en una razón lógica, consigue que se pierdan miles de ventas todos los días.

7.- Centrarse en lo negativo en vez de lo positivo. Los clientes recordarán más un hecho negativo que uno positivo, (cuestión de autodefensa), por lo que una característica o beneficio asociado a un hecho negativo tiende a ser interpretado de forma negativa con un pensamiento de “prudencia”.

8.- Utilizar el “yo” en vez de utilizar en sus frases el “nosotros”. El nosotros significa tú + tu cliente. Debes involucrar a tu cliente en la compra.

Estos son sólo 8 ejemplos de errores de argumentación, presentación y negociación inmobiliaria. Aunque hay algunos más, me gustaría tratar brevemente cómo se deben hacer las preguntas.

| Las Preguntas en la Negociación Inmobiliaria.

Una buena pregunta siempre consigue una buena respuesta. Las buenas preguntas son inteligentes y su objetivo es obtener información relevante del cliente que se necesita para ayudarle a comprar. Además de ayudarte a crear una conversación.

Hacer preguntas de forma equivocada es otro error común que comenten los asesores inmobiliarios inexpertos. No digamos ya “no hacer preguntas”. Hay que perder el temor a hacer preguntas y esto se consigue, una vez más, con preparación.

Saber hacer preguntas es una habilidad que debe adquirir todo asesor o agente para poder negociar con eficacia. Las preguntas abiertas: “qué”, “cuándo”, “dónde”, “cómo”; son preguntas que incitan a dar información.

Las preguntas cerradas, donde la respuesta puede ser un “Si” o un “No”, por parte del cliente, crea un ambiente incómodo y de desconfianza en la mayoría de los casos.

negociación inmobiliariaAmbos tipos de preguntas se necesitan durante la negociación inmobiliaria pero son las preguntas abiertas las que más se deben usar.

Preguntar a un cliente “por qué” es muy peligroso si no se ha establecido una confianza previa. Las palabras “por qué” exigen al cliente una explicación y tienen tono de crítica.

Se puede preguntar “por qué” sin tener que usar estas palabras o usarlas en un contexto que no sea amenazador.

La improvisación es mala consejera y es el factor principal de que no un agente no cierre tantas ventas como podría. Sé por experiencia propia que  preparar cada reunión con un cliente, crear un guión para las llamadas entrantes y llevar a cabo simulaciones de negociación es salir de la rutina y de la zona de confort.

No es fácil comenzar, pero no hay otro camino mejor para incrementar las ventas que puedes cerrar cada mes.

Imagina lo siguiente. Durante un mes muestras varios inmuebles a 12 personas, es decir a un promedio de 3 por semana, (generalmente los agentes muestran más viviendas a la semana) y no cierras ninguna venta.

¿Qué está pasando? Esta pregunta tiene 2 respuestas: o bien estas atrayendo a los clientes equivocados o no sabes argumentar y presentar un inmueble. No le busques más posibilidades porque al final todas viene a confluir en la primera o en la segunda respuesta.

Si nos basamos en estadísticas más o menos fiables, los agentes inmobiliarios expertos venden a 4-6 clientes de cada 10 que se ponen en contacto con ellos. Por esta razón venden 1-2 inmuebles al mes, todos los meses.

Estos agentes expertos no improvisan nada en lo que a la negociación inmobiliaria se refiere. No cabe duda que no pueden controlar del todo la situación, pero pueden controlar la mayor parte de ella.

Puede que no vendan el inmueble que están mostrando; pero en perderán el cliente para poderles vender otros similar lo tenga ahora o no.

| Negociación Inmobiliaria. Conversar. No dar Discursos.

Recuerda ante todo que debes mantener una conversación agradable con tu cliente, independiente de la edad, estilo, opinión y demás particularidades. Deja de lado los discursos.

Para muchos agentes inmobiliarios, hablar con sus clientes es algo natural, sin embargo, para otros, especialmente para aquellos que están empezando en el sector, puede ser un poco más complicado, ya sea porque la timidez gana la batalla o porque no se sabe exactamente por dónde empezar a entablar una conversación interesante.

Puedes tomar nota de estos consejos para dejar de un lado los discursos memorizados y empezar a tener una agradable conversación con el cliente.

Para romper el hielo. Empieza por preguntas sencillas, hay preguntas básicas que pueden ser útiles para esa incomodidad inicial. Ojo sin pasarse de preguntón o preguntona. Y por supuesto, nada íntimo, sería una falta gravísima y perjudicaría enormemente la dinámica.

Recuerda dejar espacio para que hablen de sí mismos. Maneja adecuadamente los “silencios”. Los clientes tenderán a querer llenar los silencios y puede que te compartan información que te será útil en un futuro próximo.

Cuando un cliente empiece a contestar tus primeras preguntas, cuestiones más generales, puedes aprovechar para preguntar más detalles sobre sus planes y dejar que digan todo aquello que desean sobre su vida.

Toma notas de tus conversaciones y observaciones que tienes acerca de tus clientes. Tips, nombre de la mascota, hijos, etc. Todo puede servirte al momento de destacar los beneficios de una propiedad.

Si tiene mascota, la cercanía del parque, si tiene hijos los colegios del municipio o urbanización y así, trata de buscar una relación para los detalles que te ha ido compartiendo a lo largo del proceso de compraventa.

No soy partidario de las preguntas cerradas. Eso de solo si o no, es bastante limitante. Necesitas dejar que el cliente hable y se sienta cómodo/a para compartir contigo.

Es bueno que elabores y practiques frente al espejo preguntas que incentiven al cliente a darte una respuesta más amplia y con detalles. Ahí está la diferencia.

| Otras Expresiones a Evitar en la Negociación Inmobiliaria.

1.- Debes huir de las palabras que pongan a la defensiva a tu cliente. Me refiero a vocablos semejantes a problema, retraso, avería o accidente. Aplicándolo a una frase, en lugar de decir “Se han corregido los problemas con la nueva reforma” es conveniente indicar que la nueva reforma incorpora mejoras y un nuevo estilo a la vivienda”.

2.- Tratar de eliminar el empleo del “no”. Se trata de una palabras que tiene connotaciones negativas, pese a lo que se diga sea positivo. Por esa razón frases como “No lo sé” o “No lo podré hacer hoy” es mejor cambiarlas por Lo voy a averiguar” y “Lo tendré listo para mañana” respectivamente.

negociación inmobiliaria3.- Relacionado con el punto anterior, se aconseja evitar las frases negativas. Por ejemplo si se está negociando la financiación, la oración “Conozco una entidad bancaria que ofrece créditos a buen interés pero con condiciones” debería ser sustituida por: “Conozco una entidad bancaria que ofrece créditos a buen interés”.

4.- Los superlativos generan desconfianza. Por esta razón es aconsejable no abusar de ellos. Para calificar, es mejor basarse en justificaciones y descripciones. Si un vendedor indica que “Esta casa es bellísima” será menos creíble que si utilizara “Este casa tiene una cocina amplia y luminosa y el salón tiene una amplitud que no se encuentran con facilidad en otras casas similares”.

5.- Huir de los adverbios “sin embargo” y “pero”. Transmiten que lo que venga detrás de ellos será algo negativo. Por ello, en lugar de decir Lo podría tratar con le propietario, pero tardará dos días”; es mejor usar “Lo trataré con el propietario y sólo tardará un par de días”.

6.- No usar el imperativo. Da la sensación de que se da una orden y que se intenta mandar sobre la otra parte. Por ello es aconsejable que en lugar de usar: “Prepare el contrato para…”  digas: “Vamos a necesitar un contrato para …”.

En ambos casos se pretende que la otra parte traiga un contrato, pero en la segunda forma, más indirecta, se evita la agresión que se puede causar al otro.

Otro ejemplo recalcable es evitar el tantas veces dicho: “Lo que tienes que hacer es…” por un “Lo que tendrías que hacer, es…”. La orden se da en ambos casos, pero al usar la última frase da la sensación de que es un consejo.

Espero que estas frases te ayuden a cerrar más ventas y se conviertan en parte de tu repertorio durante la negociación inmobiliaria.

Te agradecería que nos dejaras un comentario sobre este artículo. ¿Qué frase o palabras incluirías en esta lista que no se debería decir durante la negociación inmobiliaria? Tu opinión nos interesa. Gracias.

"Trabajo en Inmobiliarias:
¿Cuánto me Pagas
si te Traigo un Cliente?"

trabajo-en-inmobiliarias-afiliados

| Muchos Pierden Oportunidades porque estas se les Aparecen en Ropa de Trabajo.

Los programas de afiliados han llegado al sector inmobiliario. El trabajo en inmobiliarias está cambiando y mejorando gracias a este nuevo sistema de trabajo en internet, que hace ganar miles de dólares a muchos afiliados y cientos de miles a algunas agencias inmobiliarias y promotoras.

¿Cuánto me pagarías tú si te presento un cliente que quiere comprar ahora, es decir ¡ya!, un apartamento en tu zona? ¿$100 dólares? ¿$50 dólares? ¿el 1% de tu comisión? Imagina que estableces un programa de afiliados a nivel nacional, y a través de ese programa de afiliados consigues 5 afiliados que te presentan 2-3 potenciales cliente al mes.

A quien no le gustaría ganar $50 – $500 dólares sólo por una presentación? Imagina ahora que no son 5 afiliados los que tienes; sino 20 afiliados, que te traen un promedio de 1 cliente cada uno al mes.

Imagina por último que no son 20 afiliados los que tienes, sino 70 que traen un promedio de 40 clientes al mes a tu agencia inmobiliaria. ¡Sería fantástico! ¿A que sí? ¿Demasiado atractivo para ser posible? Seguro que este no es el tipo de trabajo en inmobiliarias que tú estabas pensando.

En parte Facebook es el responsable de que este programa de afiliados de índole inmobiliaria pueda llevarse a cabo y resulte totalmente rentable.

| ¿Buscas Trabajo en Inmobiliarias? Considera Ser Afiliado.

Escribo este post porque ayer Sábado recibí un email de mi amigo Esteban, en Ciudad de México, con el siguiente Asunto: “Carlos, llámame tenemos un problema”

Ante semejante urgencia, llamé a Esteban, (Skype es genial para la comunicación internacional), y supe que habría sufrido el problema del éxito. Había conseguido 28 nuevos clientes en 15 días a través de su nuevo programa de afiliados. Un programa que le ayudamos a desarrollar el pasado mes de Junio para su agencia inmobiliaria.

trabajo en inmobiliarias, agente inmobiliarioTanto él como su equipo de 2 comerciales no tienen tiempo para atender a tantas solicitudes. El programa de afiliados se promocionó sólo en Facebook  del 28 de junio al 15 de julio y ha sido todo un éxito. Bueno, más bien se ha convertido en un problema para ser sinceros.

Imposible atender a 28 nuevos clientes que están buscando una casa, un oficina, un departamento… HOY; AHORA, en Ciudad de México con solo 3 agentes. Aunque ya lo hayas pensado, la solución no es desviarlos a la competencia y cobrarles $50 US dólares por cada cliente. Esta solución no es tan sencilla, porque el contrato entre la agencia inmobiliaria con el afiliado, no lo permite.

Es un poco complicado explicar aquí por qué, pero así se debían elaborar los términos y condiciones del contrato de afiliados para que fuera legal y transparente.

Esteban ha encontrado petróleo con su Programa de Afiliados que desarrollamos más como un ejercicio de nuevo marketing para testar el mercado, que como una actividad pura de venta. Yo mismo no me esperaba este resultado. No pensaba que este programa de afiliados atrajera a tantos interesados.  Sin embargo, ahora entiendo por qué.

La respuesta está, (y esto ha sido un descubrimiento para mi), en la naturaleza de los Grupos de Facebook.  Crear tu propio Grupo en Facebook tiene un potencial enorme. ¡Qué digo enorme! ¡Monumental!

“Atraer afiliados a tu Grupo de Facebook, junto con personas que ya te han comprado y otras que todavía no lo han hecho, es como tirar gasolina al fuego. Todos quieren convertirse en afiliados y ganar un dinero extra”.

La clave para tener un Grupo en Facebook que genere clientes está en:

1.- Saber cómo atraer determinado público a tu Grupo. Utilizar el mensaje adecuado y promocionarlo en otros grupos y con Facebook Ads.

2.- Saber administrar tu grupo, (esto Estaban y yo lo estamos aprendiendo a base de errores), lo cual lleva trabajo diario y establecer unas normas de publicación para que los afiliados no puedan captar ellos mismo otros afiliados. Esto no es un programa piramidal y debes evitarlo a toda costa.

3.- Incentivar con $100 – $500 dólares a cada afiliado si la persona termina comprando el inmueble. Debes ser honesto y transparente. Además debes estar en comunicación con el afiliado constantemente para que este sepa cómo se va desarrollando la operación.

Esto es importante, porque si el afiliado no sabe lo que pasa, tiende a publicar comentarios en tu Grupo que no te favorecen. Un mal comentario, sea cierto o no, puede conseguir que tu programa no tenga éxito y debas crear otro Grupo para volver a empezar.

“NOTA: Esteban y yo nos dimos cuenta de esto rápido y gracia a que tomamos cartas en el asunto salvamos el programa. La gente puede ser muy correcta y comprensible y también puede ser muy despiadada con sus comentarios. ¡Ojo al dato!”

| Trabajo en Inmobiliarias ¿Por Qué no Convertirse en un Afiliado?

Volviendo a Esteban, ambos encontramos la solución a su problema de demasiados clientes. No es la solución ideal, pero si una solución decente y aceptable. Por lo pronto, hemos parado temporalmente el programa de afiliados algo que no ha gustado a los miembros del Grupo y que nos ha hecho perder a varios y aguantar ciertos comentarios un poco injustos.

trabajo en inmobiliarias, agente inmobiliarioEsteban llegó a tener 52 afiliados al programa, personas o captadores en Ciudad de México a los cuales no les paga sueldo y en 15 días ya le han traído 28 nuevos clientes. Esteban y su equipo han tenido que contactar con todos estos afiliados para que no les traigan más clientes, (por el momento), ni corran la voz para que se apunten otros afiliados.

Esta es la situación de la agencia de Esteban a día de hoy. Una situación crítica y estupenda a la vez. En los próximos meses venderá más inmuebles de los que vendió el pasado año. Ahora era el momento de parar la campaña, cerrar ventas y mejorar el sistema de tal forma que no desborde a la agencia. Estamos cambiando los términos y condiciones de afiliación, para evitar problemas y encauzar bien a la “gallina de los huevos de oro”.

Preparamos este primer programa de afiliados en unos 20 días y costó alrededor de unos $300 dólares el implementarlo. ¡Increíble! En momentos como este, es cuando uno encuentra realmente satisfacción con su trabajo.

El programa es atractivo, porque una persona afiliada al programa puede ganar entre $1.000 – $2.000 dólares al mes sólo con referencias de personas que están buscando inmueble en esos momentos.

Descubrimos que algunos afiliados se tomaron el programa muy en serio y llegaron a atraer hasta 4 personas en 15 días. Personas cualificadas en busca de un inmueble.

También descubrimos que el 75% de los afiliados no trajeron, (en 15 días), a ninguna persona; por lo que cuando paramos el programa, recibimos muchas críticas.

La verdad sea dicha. Nos lanzamos al agua sin saber nadar y por poco nos ahogamos con este programa de afiliados. Cometimos fallos estúpidos y fallos por ser nuevos e ignorantes en este tipo de emprendimiento. Sin embargo, encontramos una vena de oro a explotar.

| Trabajo en Inmobiliarias. El Afiliado puede ser Cualquiera.

Esto de los programas de afiliados es un mundo aparte. Con una experiencia tan positiva para mí, (que de esto no tenía ni idea con los años que llevo en este sector), y rentable para Esteban, se ha abierto un mundo nuevo de posibilidades.

Hemos aprendido 3 factores importantes:

1.- el potencial de tener tu propio grupo de Facebook para promocionar tu negocio inmobiliario;

2.- que un programa de afiliados para el sector inmobiliario es posible y altamente rentable; y

3.- que esto no es un juego de niños, que hay mucho que aprender para que esto se convierta en un negocio que te traiga clientes casi diariamente.

trabajo en inmobiliarias, agente inmobiliario¿Cómo encauzar todo este potencial sin crear animosidad y alimentarse constantemente de él? Le hemos visto los dientes al lobo y  lo que puede parecer una oportunidad de negocio increíble, se puede volver contra ti hasta el punto de perder tu negocio. ¿Crees que exagero?

Toma como ejemplo el que 2 de los afiliados del Grupo de Facebook vinieron a la oficina de Esteban, poco más que a pedir explicaciones sobre por qué se había parado el programa de afiliados y que se les pagará aquí y ahora al menos algo, porque ya habían conseguido personas interesadas.

La verdad es que nos metimos en un nido de avispas, (lo volveríamos a hacer), ofreciendo un programa de afiliados en el que se ganaba $300 dólares por referencia.

Digo lo del nido de avispas, porque posteriormente me he informado mejor sobre el tema de los programas de afiliados por internet y me he quedado sorprendido, ilusionado y preocupado de todo lo que puede conseguir un programa de afiliados en el sector inmobiliario.

Por el momento redacto este artículo y me callo hasta que tenga algo más concreto y testado que pueda dar a mis lectores. Estoy seguro que voy a tener que preparar un Tutorial completo sobre este tema y eso me va a llevar tiempo.

Por tanto, tranquilidad. Necesito tiempo para testar el programa que tengo en mente y una vez haya conseguido resultados, (que seguro van a ser estupendos), reportarlo y disfrutar por un tiempo de popularidad entre mis alumnos. Nada como ayudarles a que vendan más y mejor.

¿Necesitas clientes para tu negocio inmobiliario? Un programa de afiliados te permitirá tener personas o captadores ahí fuera dispuestos ganar un dinero atractivo, (ya veremos cuanto es lo apropiado que se debe pagar a cada afiliado), por presentarte a alguien que busca un inmueble.

Ahora bien, preparar este programa no es sencillo y debes saber lo que haces. Infórmate y reporta tus pensamientos, preocupaciones y descubrimientos aquí abajo mientras yo continúo con la investigación, preparación e implementación.

Déjanos un comentario y te mantendremos al corriente de cómo va nuestro programa.